Si hemos tomado la decisión de importar una autocaravana de Francia o Alemania debemos tener claro varios asuntos. En esta entrada te ayudaremos a valorar los pros y contras.

 

Lo que hay que tener que claro que en Alemania y en Francia no hay hermanitas de la caridad. Hay los mismos piratas que en todos los lados. Y que los superchollos existen pero no hay tantos. Lo que pasa  es que el parque de estos dos países es mucho más grande que el de España. Por este motivo hay un mercado y  una oferta mucho más amplia.

Si tenemos claro este tema, avanzamos. Ni qué decir tiene que si hablamos francés o alemán tenemos mucho camino ganado. Hablando inglés en Alemania no tenemos problemas de comunicación, pero en Francia será mas complicado.

  • ¿Comprar a un particular o a un profesional?

En general, como en todos los países, se presupone que un profesional ha realizado un chequeo al vehículo y que vende un producto testado. Otra ventaja es que los profesionales disponen de asesoría para el trámite de baja del vehículo y posterior exportación. Pero es evidente que el profesional compra la autocaravana a un particular y a esa compra tiene que añadir gastos de preparación y un beneficio industrial.

Por otra parte, los particulares en Francia y en Alemania suelen reticentes a vender gente de otros países porque no quieren complicarse la vida con los trámites que genera la exportación. Y nosotros añadimos que en España no tenemos buena fama de comerciantes serios  y no se suelen fiar.

Es importante valorar que en cualquiera de los dos casos debemos supervisar  muy bien el vehículo porque no vamos a poder ejercer nuestro derecho de garantía sobre defectos posteriores.  Todos sabemos que una autocaravana puede ser una fuente inacabable de problemas. A veces algún profesional autoriza ciertas garantías pero no suele ser habitual.

Como plan B también podemos subcontratar a una empresa de aquí para que te gestione la compra, tramitación y transporte de la autocaravana elegida y nos evitamos de todos los quebraderos de cabeza. Tiene un coste mayor pero minimizas los riesgos. En Leioa Berri Karabaning podemos hacer estos trámites si lo precisas.

  • Proceso de compra

Todos los vendedores aceptan un cierto regateo, sin pasarse. Sobre todo  los particulares  suelen ser susceptibles a ofenderse y enseguida nos negarán la venta si intentamos pasarnos de listos. Una vez pactado el precio empieza el camino más complicado de la importación de la autocaravana.

Hay que preveer el transporte. O bien contratamos a un profesional para que nos traiga el vehículo o contratamos un seguro especial para poder circular con la autocaravana hasta nuestro lugar de destino.

  • Tramitación

Después hay que recopilar la documentación necesaria para matricular. Es obligatorio que nos den la carta gris, la documentación original del vehículo, y  el COC ( certificado de conformidad del fabricante de la autocaravana ) en el que se detallan las características técnicas del vehículo. Con todo esto el primer paso es ir  a la ITV para que creen la ficha técnica española. En este punto debemos tener en cuenta que todos los accesorios susceptibles de homologación como por ejemplo bolas de remolque, suspensiones neumáticas, pueden suponer un obstáculo para que nos nieguen la ficha técnica en la ITV. Imprescindible también el IRG2, el certificado de gas. Sin este documento no pasaremos la ITV.

Con la ficha técnica y toda la documentación hay que acudir a Hacienda. Este punto hay que tenerlo claro antes de importar una autocaravana, ¿Por qué?. Porque hay que pagar el IEDMT. El impuesto de matriculación de vehículos. Igual que si compramos una autocaravana nueva. El cálculo se hace en función de las emisiones de C02 del vehículo. Este importe varía en función de la normativa de cada comunidad autónoma. En autocaravanas puede ser el 14,75 % del valor del vehículo. Valor de factura o valor que asigna Hacienda al vehículo según sus tablas. Es un importe alto, por eso decíamos que hay que tenerlo en cuenta cuando decidimos importar una autocaravana, Puede oscilar entre 2000 y 4000 mil euros según modelo y comunidades. Esto es una gasto que debemos sumar  a la compra.

El tiempo de tramitación varía en función de la comunidad Autónoma pero como media se puede establecer un mes para todo el proceso.

Con todo esto a modo de resumen deberemos tener en cuenta:

  • Costes de desplazamientos para ver la  autocaravana
  • Coste de transporte o seguro para traerla
  • Coste de Itv
  • Coste de matriculación

¡Mucho ojo con vehículos con homologaciones anteriores a euro4 porque nos podemos encontrar con la sorpresa que no nos permitan importar la autocaravana!